domingo, 8 de marzo de 2009

Ni arte ni parte (Y se hizo la comedia...)


A fines del año pasado inicié la publicación de algunas notas en este blog dedicado a la filosofía del arte en general, y a la filosofía de la música en particular. A la fecha, éste ha tenido ya alrededor de mil visitantes. Aprovecho pues la ocasión para agradecer a los lectores que desde distintos países (véase mapa), especialmente desde España, lo han visitado. Gracias también a quienes me han escrito en los últimos días animándome a mantener activa la publicación. En la medida de lo posible, es decir, por lo menos una vez por semana trataré que tenga siempre nuevos contenidos. A la vez quiero animarles a escribir siempre sus comentarios y sugerencias, o a plantear sus temas de interés o de discusiones posibles.

(Procedencia de algunos de los últimos visitantes)

Quisiera para la ocasión abrir una categoría de caricaturas, especialmente de caricaturas musicales. Y qué mejor que empezar con el maestro Quino. Aunque el arte es un tema recurrente en sus viñetas, el libro que aquí anoto es una breve compilación bastante genial y divertida. La comedia, a través de lo irrisorio, representa una actitud escéptica y estética frente a la vida con la que, personalmente al menos, me siento muy identificado. Ironía, juego, absurdo, risa, buen gusto, crítica (y autocrítica), ilusión, anarquismo, asombro... todo ello y más va junto en el arte cómico, que nos dice una y otra vez que no hay nada tan serio ni trágico en nuestra existencia como para perder el goce de la vida tal cual nos llega en cada instante, ese dejarse invadir por sus fuerzas elementales -incluso aquellas melancólicas- con serena jovialidad. Y en eso, creo que mi generación le debe muchísimo a Joaquín Lavado, más conocido simplemente como "Quino", tanto por las esperadísimas tiras de su Mafalda, como por las demás caricaturas que ha seguido creando en todos estos años. Sin más, los dejo con algunas de las caricaturas que pueden encontrar en este libro y con la referencia al final, como es ya costumbre en este aún muy pequeño espacio.


Quino, Ni arte ni parte, Barcelona: Lumen, 2001.

3 comentarios:

  1. Me quedo con esta frase...que nos dice una y otra vez que no hay nada tan serio ni trágico en nuestra existencia como para perder el goce de la vida tal cual nos llega en cada instante. Excelente!! Ahora comprendo porqué me recomendaron esta página. Gracias a Mafalda, quiero a Quino, me parece super que tenga su espacio en este blog. Saludos desde Trujillo.

    ResponderEliminar
  2. donde puedo descargar estas imagenes con la resolución real ? porfaa

    ResponderEliminar

Enlaces relacionados

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...